¿Qué es la psicoterapia?

La psicoterapia es el proceso de comunicación entre un psicoterapeuta y un paciente. Éste se da con el propósito de mejorar la calidad de vida y la salud mental a través de un cambio en la conducta, actitudes, pensamientos o afectos.

Síntomas:

Cuando una persona siente insatisfacción en su vida, que se manifiesta a través de malestar, incomodidad o sufrimiento, además de algunos síntomas como:

  • Afectaciones en la salud, sueño, apetito, vida sexual, trabajo, estudio o convivencia con la gente.
  • Alteraciones del estado de ánimo como euforia y agresividad.
  • Sentimiento de vacío, depresión o ansiedad recurrente.
  • Sentir el deseo constante de ser diferente.
  • Mantener relaciones interpersonales conflictivas, en las que existe excesiva dependencia, violencia o decepción constante.

Psicoterapia individual:

Suele tratar crisis personales agudas a través de la comunicación e interacción del terapeuta y paciente. Es una relación profesional basada en técnicas, estructuras y principios terapéuticos establecidos, cuyo fin es desarrollar y fortalecer al individuo.

Psicoterapia de grupo:

La psicoterapia de grupo favorece la comprensión de los factores que intervienen en
 los conflictos interpersonales, a través de la confrontación de los rasgos de las personas que lo integran.

El tratamiento en este ámbito microsocial es favorable, pues los trastornos de carácter emergen, se comprenden y se solucionan con la ayuda del psicoanalista y la presencia activa de los compañeros del grupo.

Psicoterapia de pareja:

Cada uno de los individuos que conforman una pareja tienen una historia personal y familiar. Cuando se establece un vínculo afectivo entre estas dos personas, se presentan desafíos complejos de resolver que pueden detonar en una forma de crisis. La psicoterapia de pareja permite abrir nuevas y mejores posibilidades de relación, profundizando y enriqueciendo la relación.

Psicoterapia de adolescentes:

La adolescencia es una etapa que presenta grandes desafíos y problemáticas para los padres y los hijos. Un proceso psicoterapéutico en esta fase de la vida es una herramienta que privilegia la interacción entre participantes, que comparten complicaciones y dificultades propias de la edad. En este proceso los jóvenes se sienten identificados, apoyados y comprendidos por otros pero también les ofrece la oportunidad de crear nuevas alternativas para abordar los problemas de forma diferente y así, hacer la transición a la vida adulta.

Psicoterapia de niños:

Se determina la necesidad de psicoterapia en niños con base en su historial y nivel de desarrollo, así como cuando hay alguna preocupación o inquietud de los padres. El proceso se hace en un lugar donde el niño se sienta cómodo, seguro y comprendido, ya que ese ambiente le permite expresar sus sentimientos y emociones, logrando la eficacia del tratamiento. Pueden existir metas específicas, como cambios de comportamiento, menor ansiedad o mejor autoestima.